EL MUNDO, UN DÍA

Blog del Periodista Manuel Jesús Orbegozo. Este blog se mantendrá en línea como tributo a quien con su pluma forjo generaciones de periodistas desde la aulas sanmarquinas. MJO siempre presente.

My Photo
Name:
Location: Lima, Lima, Peru

Primero, recorrió todo su país en plan informativo, y luego casi todo el mundo con el mismo afán. Por lo menos, muchos de los grandes sucesos mundiales de los últimos 30 años del siglo XX (guerras, epidemias, citas cumbres, desastres, olimpiadas deportivas, etc.) fueron cubiertos por este hombre de prensa emprendedor, humanista, bajo de cuerpo pero alto de espíritu, silencioso, de vuelo rasante, como un alcatraz antes que de alturas, como un águila, por considerar que la soberbia es negativa para el espíritu humano. Trabajó en La Crónica y Expreso, y más de 30 años en el diario El Comercio como Jefe de Redacción, luego fue Director del diario oficial El Peruano y como profesor de periodismo de la Universidad Nacional Mayor de San Marcos lo sigue siendo aún después de 30 años seguidos. Esta es un apretada síntesis de la vida de un periodista hizo historia en el Perú y en muchos de quienes lo conocieron. Puede además ver su galeria fotográfica en http://mjorbe.jalbum.net Nota: MJO partio el 12 de setiembre para hacer una entrevista, la más larga de todas. MJO no se ha ido, vive en cada uno de los corazones de quienes lo conocieron.

Saturday, December 16, 2006

YANACOCHA Y EL CURA ARANA

El caso del cura Marco Arana fue tratado por la prensa solo un día. Tal vez el único periódico que siguió informando ampliamente por varios días fue el diario La República.
Arana es un sacerdote cajamarquino que lidera una ONG dedicada fundamentalmente a la defensa de la ecología.
GRUFIDES, que asi se llama esta ONG, sentó sus reales en la región donde funciona la minera Yanacocha, una de las mayores productoras de oro en el país y el mundo. Una lástima, porque desde el primer día en que esta ONG empezó sus labores, Grufides se convirtió en una piedra en el zapato de Yanacocha


Todo habría ido bien si Yanacocha no estuviera envenenando los ríos de la región con sus relaves de mercurio y otros elementos químicos nocivos para la salud ni empobrecimiento de las tierras de cultivo de los agricultores indígenas.
Por supuesto que el cura Arana, desde un comienzo puso el grito al cielo y con toda la razón del mundo soliviantando a los habitantes de la región afectada para que elevaran sus protesta ante Yanacocha y ante las autoridades respectivas.
Aquí viene el lío.
No es cosa nueva afirmar que “Poderoso caballero es don Dinero”. Yanacocha respondió con evasivas, lobbys e influencias a fin de diluir su responsabilidad. Claro, al poder económico se le prestó más atención que al cura Arana que encabezaba la rebelión ecológica regional, ya que los habitantes locales se seguían envenenando, los campos de cultivo se perdían y hasta el aire continuaba irrespirable.

Por unos datos publicados por La República se sabe que:”Con explosivos y equipos de excavación mueven grandes masas de tierra y roca. A diario se movilizan 600 toneladas de tierra. Las rocas removidas y trituradas son apiladas en grandes montículos para la lixiviación. Un sistema de regaderas diluye grandes cantidades de cianuro (sustancia tóxica) sobre los montículos. Los residuos de la lixiviación (agua cianurada) son tratados químicamente y descargados a los ríos. Las frecuentes lluvias en la zona alteran la composición química de las sustancias purificadoras. El agua no es purificada correctamente. La ausencia de aguas produce resecamiento del suelo, disminuye el rendimiento agrícola de las tierras. Se pierde la biodiversidad”.
El mismo Diario informó que cuando Yanacocha empezó a trabajar los pobladores del entorno estuvieron felices porque pensaban que el progreso tocaba sus puertas. Ellos vivían postergados eternamente dada la política peruana del centralismo.
Pero, se equivocaran, diez años después, todo es una desgracia.

Yanacocha sigue siendo la minera más rica del país y los pobladores siguen los más pobres del país. Nada de lo hecho les es significativo. El medio ambiente está más muerto que vivo.
Todos los que protestan son acallados hasta por el asesinato. Recientemente, Edmundo Becerra Cotrina, un campesinos luchador, amaneciòo muerto con 17 balazaos en la cabeza y el resto del cuerpo.
El Ing. Reinhart Seifert, presidente del Frente Unico de Defensa de la Vida y del Medio Ambiente y de los intereses de Cajamarca, todavía sigue vivo porque Dios es grande. Sin embargo, tiene una media docena de juicios por protestar contra Yanacocha. El contó que en 1999, un fiscal archivó una denuncia por contaminación del agua. Ese mismo fiscal, tiempo después, le vendió a Yanacocha un terreno aledaño a sus minas en más de medio millón de dólares.
Ironías de la vida: Nicolás Cruzado, el dueño de las tierras de donde ahora Yanacocha saca el oro ñpor toneladas, les vendió a los ahora propietarios, a razón de 100 soles por cada una e las 3,200 hectáreas del asentamiento. Cruzado ha enjuiciado a la minera por el dolo, pero ningún juez le hace caso.

El cura Arana no es, pues, un terrorista o un enemigo de los inversionistas como lo acusan algunos periódicos u otros medios interesados o amigos de Yanacocha, sino al revés, un sacerdote imbuido de las enseñanzas de la iglesia: Defensa de los débiles y no de los poderosos.
Asi lo suscribe el padre Jorge Álvarez Calderón, otro de los grandes defensores de los pobres y los explotados por el hombre. “Quiero dar fe, -dice el padre Alvarez Calderón, de la integridad personal del padre Marco, su compromiso evangélico y su profunda identidad sacerdotal, Soy testigo de las motivaciones que lo animaron como párroco de Porcón (Cajamarca), al inicio de su sacerdocio y su sorpresa y angustia cuando vio cómo se despojaba a los campesino de sus tierras con el proyecto Yanacocha, desde los años 90, el ha seguido con fidelidad e inteligencia todo el proceso tratando de ser solidario con el sector pobre en peligro…”

El cura Arana no es lo que los ricos y poderoso mineros piensan de él.
En días pasados, La República (Edmundo Cruz, César Romero, Angel Páez, Wilson Castro) informaron ampliamente sobre el “reglaje” que le hacía César Cáceres, integrante de la “Operación Diablo” auspiciada por C&G, por cuenta, a su vez, de la Empresa Forza S.A, publicitaria al servicio de Yanacocha.
Su titular de primera página decía lo siguiente: “Al descubierto. EL PLAN ERA DEMOLER AL PADRE ARANA 1)Documentos de la empresa C&G que espiaba a director de Grufides confirman operación “El Diablo” montada para destruir imagen del sacerdote. 2)El objetivo: paralizar sus denuncias contra las compañías mineras”.

El cura Arana vino a Lima y solo un Canal de TV lo entrevistó. Solo un diario lo entrevistó. Solo una vez lo escuchamos contar cómo por teléfono lo amenazan de muerto continuamente.
Esto indica la falta de responsabilidad del periodismo local , -salvo pocas excepciones- preocupado más en favorecer a los poderosos que a los débiles, más preocupados en defender a Yanacocha y otras mineras, como Milpo, que a la ecología, o sea, a la vida. Porque el envenenamiento del agua como del aire, está entorpeciendo el desarrollo normal de la vida con gravísimas consecuencias para el futuro de la región y del mundo.

La noticia de que la vida del padre Marco Arana estaba en peligro ya que él mismo mostró las evidencias de que le seguían los pasos, solo duró un día.
Hoy toda ha vuelto a fojas una, todo ha quedado en nada. Parece que se ha vuelto a la normalidad, aunque se sabe que la procesión va por dentro.
Eso hay que evitar ya que mejor es prevenir que curar, según la sabiduría popular.

4 Comments:

Anonymous Milton T. Heras said...

MJO:
Tengo la impresión que algunos comentarios desaparecen de su blog. Ayer le dejé uno y junto al mío he visto desaparecer otros.
Espero que sea sólo una falla técnica pues como usted sabe bien, la censura es signo sólo de decadencia moral e intelectual.

2:59 AM  
Blogger Manuel Jesús Orbegozo said...

A Milton Heras:


Gracias por su advertencia. En efecto, creo que algo sucede con mi página. Desde el primero de este mes, las respuestas a mis posta han disminuido brutalmente pues, mientras antes tenía un promedio de 500 por día, ahora fluctúan entre 50.
Algo debe esta ocurriendo.
En lo que respecta a los comentarios, cuando estos sean veraderamente comentarios y no insultos, entonces permanecerán.
Por mi condiciòn de periodista,se comprenderá que soy un empederinido anticensura.
Pero, eso cuando se trata de discutir ideas. Hay veces, sin embargo, que no son coemntarios sino inusultos de grueso calibre, algunos tan miserables que no solo resultan ofensivos para mi sino para el resto de lectores.
Voy a aprender a borrar los comentarios que considero ofensivos y los voy a borrar.
En la prensa, recibimos muchas críticas, pero solo publicamos las convenientes, es decir, no solo las que están a favor de nosotros, sino las que no resultan hirientes a los demás.
En fin, con Ud. seguiré conversando siempre.
Gracias.
MJO

4:47 AM  
Anonymous John Smith said...

This comment has been removed by a blog administrator.

8:56 AM  
Anonymous Anonymous said...

Sr. Orbegozo
Gracias por escribir acerca de este tema. Con su permiso, me permitire mencionar este articulo en mi blog.

6:23 PM  

Post a Comment

<< Home